lunes, 3 de diciembre de 2012

Una realidad a nuestra medida

La cámara no entiende de fotografía, el fotógrafo sí.

La información que nos pasan nuestros sentido es neutra, carente de significado, es nuestra mente quien otorga cualidad al universo, a cada objeto que nos rodea, a todo lo que podamos imaginar. 
Todos nuestros conceptos tienen una etiqueta emocional que nos indica como nos sentimos con respecto a lo que estamos viendo o pensando. Una vez clasificado el objeto, proyectamos sobre él las cualidades y emociones que nuestra mente nos proporciona, las flores nos parecen bonitas, sentimos atracción, no son peligrosas pues no sentimos miedo, pero no olvides que esa cualidad la han tomado prestada.

Sucede exactamente igual con todo, nada es feo o bonito, agradable o desagradable, placentero o estresante, todo toma prestado algo nuestro y es en nosotros donde encontraremos las soluciones.

Ejercita tu mente, observa las cosas que te rodean, mira a tus hijos, reflejan tu amor,  mira tu sofá, refleja tu idea de comodidad, mira la tele, refleja tu aburrimiento. 

Hazte la siguiente pregunta, ¿cuántos proyectos has dejado en el tintero porque te parecieron inalcanzables?
Tu les diste esa cualidad, en ti esta provocar el cambio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario